Parque Natural de la Bahia de Cadiz

Parque Natural de la Bahia de Cadiz

Desde 1989 se encuentran protegidas las 10.522 hectáreas que forman en Andalucía el Parque Natural de la Bahía de Cádiz. Este parque natural, debido a su gran extensión pertenece a los municipios de Cádiz, San Fernando, Puerto Real, Chiclana de la Frontera y El Puerto de Santa María. Pese a que en sus cercanías está el Jardín Botánico de San Fernando, el cual está destinado a la conservación de la flora autóctona, el Parque Natural de la Bahía de Cádiz comprende marismas, playas, pinares, arenales y zonas de matorral.

Fauna del Parque Natural de la Bahía de Cádiz

El gran valor ecológico del Parque Natural de la Bahía de Cádiz destaca por su riqueza faunística, tanto por el número de especies como por su avifauna, por eso no es de extrañar que este declarado Lugar de Importancia Comunitaria en Andalucía, Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) en Andalucía.

caño-herrera-parque-natural-bahia-de-cadiz

Moluscos y peces de estero

La Bahía no solo destaca por sus abundantes especies de moluscos, como por ejemplo, las cañaíllas, verdigones, almejas, camarones y cangrejos o los distintos peces o también conocidos como “peces de estero”, lenguados, lubinas, doradas y lisas, la extracción de sal ha sido de los aprovechamientos más tradicionales de la Bahía.

Las salinas del Parque Natural de la Bahía de Cádiz

El método que se empleaba para la producción de la sal se ha mantenido intacto durante siglos, debido a su sencillez y eficacia: el agua del mar llega impulsada por la marea y entra a través de un sistema de caños de alimentación y de compuertas hasta sucesivos estanques donde el calor del sol y sobre todo los cálidos vientos del Levante provocan una intensa evaporación, consiguiendo así la cristalización de la sal en salinas.

salinas-parque-natural-bahia-de-cadiz

Por último comentar que dentro de las 10.522 hectáreas que forman el Parque Natural de la Bahía de Cádiz existen otros dos parajes naturales, los cuales son: La isla de Trocadero (una de las pocas colonias de espátulas de la Península Ibérica) y la isla de Sancti-Petri.

Fuente Imágenes: Cadizturismo